Motorworld Múnich, subiendo las revoluciones

| |

Alemania, el país donde nació el automóvil, donde la pasión y cultura de las cuatro ruedas vibra con intensidad propia, recibe un nuevo lugar de culto para todos los amantes del mundo del motor.

Bienvenidos a este nuevo megacomplejo del conocido grupo empresarial Motorworld; situado en la ciudad de Múnich, arranca sus motores después de 12 años de duro trabajo para convertirse en un enclave en la ciudad tan único como las piezas que aquí se exhiben.

Tras una intensa remodelación de una antigua instalación dedicada al mantenimiento y reparación de trenes de la Deutsche Bahn, sus más de 100 años de historia dan lugar hoy a una sofisticada mezcla de la esencia del mundo del motor y el encanto de la construcción industrial.

Todo un renacer, desde la reconversión de un lugar con una finalidad diferente a la inicial, hasta el propio, como nuevo lugar de reunión y espacio lúdico, al que estos días atribuimos como señales del final de una pandemia mundial.

Estas inmensas instalaciones en todas sus dimensiones de estilo industrial dan la bienvenida a sus visitantes los 365 días del año con entrada gratuita.

Comenzamos la visita desde la zona de boxes privados,  una de las razones del gran éxito de este formato, o como podríamos denominarla, la zona del “establo”.

Podemos llamarla así, porque aquí hay muchos caballos, hasta 120 vehículos cuyos propietarios han escogido sus instalaciones como lugar para el pupilaje de sus purasangre. 

Dentro de sus sofisticadas y vistosas vitrinas podremos contemplar al detalle estos vehículos clásicos o deportivos , que además gozan de todos los servicios de mantenimiento requeridos.

De esta forma, su propietario puede disponer del vehículo en un entorno videovigilado y preparado para su uso y disfrute en todo momento 

Multitud de modelos, marcas, colores y tipos de carrocería que ponen imagen a los sueños que, de esta forma, sus afortunados dueños comparten con todo aquel que acude a estas instalaciones.

Entrar en estas salas supone hacerse pequeño en tamaño, las maquetas con las que jugábamos de niños aquí tienen tamaño 1:1

Seguimos recorriendo los centenares de metros construídos de este complejo, haciendo una casi parada obligatoria en “boxes” para almorzar, tomar un café, un chocolate caliente… la restauración y otros comercios se unen en armonía en sus instalaciones.

Por supuesto, la temática del motor nos rodea incluso en sus zonas de restauración

Y tras haber recuperado fuerzas, podremos continuar visitando los diferentes concesionarios que aquí se localizan: BMW Group, Grupo Dörr con las marcas McLaren y Bugatti, Schmidt Premium Cars presente con Rolls Royce, el grupo Mohr presente con ABT Sportsline, manhart, zenvo, RUF, XBOW, techart, Brabus, Recaro, la española Hispano-Suiza con su modelo Carmen, el grupo Autohaus Blöchl con Ferrari, Renault Alpine, el grupo Exklusive Kollection presente con Lotus, Morgan, Donkervoort, Arthur Bechtel Classic Motor, Pal-V,Microlino, Singer-Porsche… ven con tiempo, dinero y con la lista de la compra de tus sueños.

               

Junto a Motorworld, también llega el grupo hotelero Althoff Group que nos ofrece el hotel de 4 estrellas AMERON München Motorworld.

Con un restaurante italiano, spa, 156 habitaciones y 6 suites premium inspiradas en el mundo del motor con vistas a los concesionarios para que puedas contemplar los modelos de tus sueños desde la ventana de tu habitación… o incluso un aparcamiento en tu propia habitación.

Los sueños tienen multitud de formas, tamaños y colores, Motorworld es un espacio para hacer realidad cualquier sueño de tu mobilidad, y en ese sentido como has podido leer unas lineas atrás, se encuentra el fabricante y preparador Brabus, que también viene dispuesto a hacernos soñar con su gama de yates.

Podrás soñar en el mundo real y en el virtual, aquí también hay espacio para uno de los simuladores de Airbus y de combate más realistas de la mano de Crosscheck.

Personalmente, creo que sería el lugar perfecto de peregrinación para adentrarnos en una nueva dimensión a todos los que nos consideramos amantes del mundo del motor, descubrir modelos de ensueño, o quizás planear un viaje continental con parada en Motorworld para inmortalizar la fecha en el libro de mantenimiento de tu supercoche… y volver con regalos lifestyle del motor, por supuesto.

Anterior

¿El falso nuevo record de velocidad?