Autopasione Aniversario

Cuando uno es apasionado al mundo del motor le gustan los coches en todas sus facetas. Estos últimos meses en #garajeautopasione hemos tenido vehículos eléctricos y deportivos de altas prestaciones, casi de todo. Nos faltaba un modelo como el invitado de hoy, la Nissan Navara AT32, toda una preparación de adrenalina y 4X4 en estado puro.

¿Se ha perdido la esencia del Todoterreno?

Si analizamos el mercado, cada vez las marcas ofrecen menos vehículos de este segmento. Por eso hoy queremos dar un homenaje a los aficionados de off-road.

La Nissan Navara Off-Roader AT 32 , está preparada por nada más y nada menos que Arctic Trucks, una empresa islandesa especializada en la preparación de vehículos 4×4 para las aventuras más extremas.

Encontramos pocas alternativas a este modelo, Ford Ranger, Toyota Hilux, Mercedes-Benz Clase X entre otras con dimensiones similares -5.33 metros de largo, 1.85 metros de ancho, 1.81 metros de alto-.

Exterior

Tenemos ante nosotros una Nissan Navara hormonada en color exterior rojo sólido, ya que incluye aditivos estéticos de Arctic Trucks. Este preparador fue famoso por preparar la Toyota Hilux que Top Gear llevó al Polo Norte. Esta unidad es la versión más capaz de la pick up nipona.

La AT32 se diferencia del resto de la gama añadiendo snorkel, llantas de 17» y neumáticos específicos de 32”. Como curiosidad el nombre de AT32 se hereda del diámetro de estos neumáticos. Las llantas cuentan con dos válvulas de aire. Esto supone un doble sistema de entrada y salida de aire para poder regular las presiones de forma más rápida y efectiva bajo las condiciones inclementes donde se mueven los productos Artic Truck.

En general impresiona su aspecto, con una altura libre al suelo de 243 mm. suspensión específica que eleva la altura de la carrocería en 20 mm adicionales, protección para el cárter y un diferencial delantero autoblocante.

Con sólo ver los bajos de esta pick up podrás ver todo el trabajo realizado para podernos enfrentar a cualquier terreno.

El coche es agresivo, llamativo, e imponente. Exhibe claramente su carácter más TT, y eso incita a comentarios a su paso.

Interior

Nos subimos al habitáculo de la Navara, tiene un diseño y un puesto de conducción que recuerda al de un Nissan Qashqail (VER prueba Nissan Qashqail Tekna).

Numerosos botones e interruptores son compartidos con la gama Nissan. Tenemos unos asientos de tacto blando de piel negra. El volante es de grosor grande y mullido, en general todo lo que veo es rudo y duradero. Todo parece que va a perdurar en el tiempo sin apenas envejecer.

Nuestra unidad de pruebas tenía más de 20.000 km a sus espaldas, ni un solo ruido, nada de grillos producidos por un interior perfectamente ensamblado y ejecutado.

El sistema multimedia también es similar al del Nissan Micra que probamos hace poco (Ver prueba Nissan Micra). Justo a nuestra derecha una palanca de gran tamaño para el cambio manual de 6 velocidades. Nos hacen meternos en papel de camionero…

Las plazas traseras de doble cabina son cómodas, en general los pasajeros podrán gozar de mucho espacio y huecos mientras cruzan el Himalaya.

Nissan ofrece diversos accesorios para proteger la caja de carga —como son un baúl, una persiana que cubre toda la caja y un módulo acristalado que transforma el pickup en un todoterreno «normal»—.

Comportamiento

Nuestra pick up está impulsada por un motor diésel 2.3 dCi con 160 CV y 430 Nm. Un motor que empuja desde régimen bajo para mover un vehículo de 2.023 kg y una longitud de más de 5 metros.

Sobre el asfalto es un vehículo blando de suspensión. Algo tosco, a decir verdad. Con un suplemento de resistencia gracias a sus enormes ruedas y altura.

Su terreno menos favorable es la ciudad, donde en terrenos como Madrid, tendrás que poner mucha atención en los ángulos del coche pues es una pick up de dimensiones superiores al resto de vehículos. Cuidado al hacer un giro necesitarás más espacio de lo normal.

Llama la atención como al accionar un intermitente para cambiar de carril, viene acompañado con la magia de un hueco o espacio que dejan los coches de tu alrededor. Es como si por sus dimensiones transmitiera poder, pues el resto de los vehículos te van dejan pasar…

En ciudad hemos llegado a tener un consumo de 10 l/100 km.

Otro cantar es en carretera donde se muestra inusualmente cómodo. Esperaba más sonido proveniente de la rodadura, pero no. Tenemos tanto par motor disponible que cualquier puerto de montaña no supone una dificultad añadida.

Para viajar a velocidades legales podremos mantener la seguridad, pues a pesar de su altura y constitución de campo, mantiene el tipo de forma sorprendente.

Una parte de nuestra prueba fue en su hábitat natural, fuera del asfalto. Artic Trucks ha realizado un trabajo concienzudo sobre las suspensiones, dotando al sistema de unos nuevos muelles de la marca H&R y unos amortiguadores de gas específicos Bilstein para ambos trenes. También se monta unos nuevos neumáticos 275/70 R17 (32”) que, junto a las suspensiones, hacen que este AT32 sea dos centímetros más alto y cuatro centímetros más anchos de vías que un Navara de serie.

Comenzamos una ruta por caminos de tierra, parece que no hay irregularidades en el suelo, no notamos saltos, la suspensión filtra muy bien. Tenemos varios tipos de conducción como la tracción 4×2, 4×4, reductora y al bloqueo trasero.

El camino comienza a tomar nivel y la pendiente se hace mayor. Detrás de mí, un rastro de polvo delata mi paso. Llegamos a una explanada con algo de barro, lógico las lluvias de hace unas semanas han dejado el terreno casi impracticable. No hay problema, tracción a las 4 ruedas y listo. Pasamos sin miramientos, no he notado desviación de las ruedas ni perdida de tracción. Nuestra Navara cruza el terreno sin desviarse un milímetro.

Tras pasar por varias zonas complicadas, me voy animando a tomar una vertiente con algo de pendiente, tenemos hasta 35 grados de ángulo de ataque y un ángulo ventral de 24 grados, ¿Quién da más?

El resultado es una gran sonrisa, y el poder de pensar en donde quiero llegar sin límites. Basta con poner la mirada en un punto, para poder hacer realidad mis deseos. Cualquier terreno no es imposible para nuestro invitado.

Toca volver y buscar un área de lavado, nuestra pick up da buena cuenta de la ruta realizada.

Conclusiones

Nissan es una de las marcas referentes del segmento crossover, pero su pasado, al menos en nuestro país, está ligado a de los todoterrenos, recuerda el afamado Nissan Patrol. Ofrecer al mercado una pick up todoterreno con capacidades 4X4 no es habitual.

Su consumo en carretera a estado entorno a los 8,7 l/100km, aumentando de forma considerable en campo o ciudad.

La capacidad de su caja de carga es casi infinita, aunque necesitaremos contar con algún accesorio de la marca para proteger los objetos que portemos en la misma de lo ajeno.

Nuestra Nissan Navara Off Roader AT 32 cuesta unos 50.510 euros, incluido el kit Arctic Trucks (que tiene un valor de 9.975 euros).

 

Vehículo cedido por Nissan España.

 

Galería de imágenes

 

 

Autopasione Aniversario